El plan de Scaloni vs México: cómo jugarle y qué nos espera

La Selección Argentina tiene varias llaves para poder enderezar el rumbo, pero debe tocar algunos puntos. ¿Qué se puede esperar de México?

25 de noviembre, 2022 | 00.05

Una Selección que juega de igual a igual, con jugadores muy rápidos y hábiles, así podemos definir al próximo rival de nuestra selección. Esto beneficiará a Argentina el sábado. A diferencia de lo que fue el encuentro con Arabia Saudita, donde el seleccionado asiático se plantó en una zona intermedia de la cancha, es decir, no realizó una defensa alta ni baja, sino que lo hizo de forma intermedia. Esperó en tres cuartos de cancha de cancha, jugando en línea en defensa y siendo muy agresivo en la marca, tanto atrás como en el mediocampo.  De esta manera, le costó encontrar la forma de lastimar al rival, sin dudas que la manera era con pelotas al espacio, ganando las espaldas de los defensores, pero hubo un error importante: los que rompían eran directamente los delanteros (Di María o Lautaro Martínez) y quedaban en fuera de juego, o el arquero -que jugaba adelantado- se anticipaba a la jugada.

 

Este contenido se hizo gracias al apoyo de la comunidad de El Destape. Sumate. Sigamos haciendo historia.

SUSCRIBITE A EL DESTAPE

Una buena alternativa hubiera sido que los delanteros o los extremos pudieran entrar, llevarse a su marca generando una duda y así tanto los laterales (Molina y Tagliafico) como los interiores (De Paul y Gómez) rompieran desde atrás evitando el offside. Tal cual se puede ver en el cuadro anterior, como quedan en línea los delanteros.

El sábado, ante México, se van a encontrar con otro tipo de rival que va a intentar plantear otro tipo de partido, con jugadores veloces, que constantemente tratan de triangular (hacer paredes) y conectar lateral-interior-extremo (Los extremos son los reconocidos como wings). En este caso México encuentra distintas maneras de progresar, pero podemos destacar un común denominador: ganarle el espacio a la espalda entre el lateral y el central. Lo hace directamente el lateral sorprendiendo, o el extremo ingresa arrastrando su marca para que el mediocampista pueda ganar el espacio que dejó. Argentina deberá tener mucho cuidado con su mejor jugador, Irving Lozano, quien conecta de buena manera con Sánchez y es aquel que puede generar un desequilibrio cruzando la mitad de la cancha.

Cómo lastimar a México

Si buscamos sus partes débiles, es un equipo que, al atacar tanto, tiende a quedar mal parado en defensa, o con poca gente. En el primer partido se vio como Polonia intentó golpearlo de contragolpe, o mismo presionando sobre su salida de arco. Incluso hubo una jugada en la que lo arrinconó sobre la banda, le robó la pelota y finalmente generó el penal, que luego Ochoa terminó atajando a Lewandowski. Otro detalle es que su segundo marcador central es diestro, es decir,  juega "a pierna cambiada", una buena idea es taparle la pierna hábil y obligarlo a salir hacia el lateral con su pierna izquierda para forzar el error.

 

La albiceleste deberá recuperar su identidad, el juego que la identificó todo este tiempo y lo trajo a donde está hoy. Todavía no sabemos cuantos cambios realizará Scaloni, algunos dicen que está bien que meta mano en el equipo y otros que debe mantener la base y no hacer tantos cambios por una derrota. Lo cierto es que hay algunos jugadores que vuelven de lesiones e inactividad y otros sin tener continuidad en sus equipos, esas cosas se notan dentro de la cancha y más en un torneo tan parejo.

De primer momento será importante el mediocampo para crear juego y al mismo tiempo conectar con los delanteros para poder lastimar a México. Frente a la selección asiática se vio al doble 5 -Paredes y De Paul- jugando muy retrasados, recibiendo la pelota a la altura de los centrales y así se volvía un equipo muy largo y la única opción que quedaba era lanzar al espacio (Tal cual se ve en el primer gráfico) Si mantienen su altura en una segunda línea de la defensa, pueden ganar las espaldas de los interiores contrarios que -como ya comentamos-, son jugadores muy ofensivos y tendrán que aprovecharlo. Uno de los cambios que se cree que hará el técnico, es el ingreso de Enzo Fernandez por Paredes, cambio que hizo en el último partido y el ex River entró de buena manera al encuentro.

En la defensa lo más probable es que Lisandro Martinez reemplace a Cuti Romero, quien no pudo mostrar su mejor versión. Por los laterales será importante tener jugadores con un buen ida y vuelta, tanto en defensa a la hora de neutralizar a sus extremos y sin perder las espaldas, pero también para atacar y hacer dudar a los carrileros mexicanos sobre si es conveniente atacar o no. Es decir, bloquearlos.  Lionel Messi estuvo entrenando diferenciado y encendió las alarmas de todos los argentinos. Hay que ser conscientes que el capitán quiere estar siempre, que juega todos los partidos -incluidos los amistosos- y que el sábado no va a ser la excepción. Vamos a poder ver al mejor del mundo dentro del campo de juego y ojalá pueda seguir demostrándolo.

Repetir equipo, no hacerlo, hacer muchos cambios, hacer pocos, son decisiones del técnico que exceden a todos. Lo más importante, juegue quien juegue, será la concentración y la actitud en los más de 90 minutos. Va a ser un partido crucial para la clasificación a octavos de final y no hay dudas: nuestros jugadores dejarán todo en la cancha para lograrlo.

MÁS INFO
Camila Gómez Ares

Periodista deportiva. Jugadora de Boca Juniors, campeona del fútbol argentino y finalista de la Copa Libertadores de América. 

Las más vistas

LA FERIA DE EL DESTAPE ►